sábado, abril 25, 2009

Homenaje sin alma


La gente de Dreamworks parece no querer aprender la lección. Su última película de animación 3-D hasta la fecha, “Monstruos contra alienígenas”, los sitúa de nuevo a años luz de distancia (por debajo) de su teórico competidor, Pixar.

A grandes rasgos, la historia narra las andanzas de varios monstruos capturados por el gobierno de los EE.UU. que serán puestos en libertad con la condición de detener una invasión alienígena que amenaza la supervivencia de la humanidad. Si “Kung Fu Panda” se adscribía al género de artes marciales y “El espantatiburones” al cine de gangsters, aquí el obvio referente es la ciencia-ficción de los años 50. No en vano, los monstruos protagonistas son unos (poco encubiertos) émulos de aquellos que se presentaron al público en “El monstruo de la laguna negra”, “La mosca”, “Godzilla”, “El ataque de la mujer de 50 pies” o “The blob”. También hay en la cinta claros homenajes a otros títulos del género como “Encuentros en la Tercera Fase”, “E.T.”, “Star Trek”, “Star Wars” y hasta “Teléfono Rojo: Volamos hacia Moscú” (que no es ciencia-ficción, lo sé, pero para el caso como si lo fuera).


El problema es que la gracia de la película es prácticamente inexistente más allá de esta lluvia de gags/homenajes y de un apartado técnico brillante (pero vacío). El guión de “Monstruos contra alienígenas” es plano, predecible e impersonal, cae en todos los lugares comunes del cine infantil y culmina con la clásica reflexión moralizante de que hay que mantener la autoestima alta aunque uno sea deformemente monstruoso (y yo que creía que eso ya se había superado en los 60 gracias a los argumentos naïf de Stan Lee para “Fantastic Four”).

Lo que Dreamworks no ha comprendido es que los chicos de Pixar siempre alcanzarán resultados muy superiores mientras los primeros no consigan dotar a sus películas de auténtica entidad cinematográfica, de un alma propia más allá de los cuatro guiños/homenajes de turno (y que en el caso de Pixar también existen, pero siempre como complemento del argumento, nunca como eje central).

Al final, “Monstruos contra alienígenas” se queda en un correcto pasatiempo que divertirá a los más pequeños y que hará que los adultos esbocen alguna sonrisa cómplice al contemplar la superficial demostración de conocimientos frikis de los guionistas. La conclusión obvia, al llegar los créditos, es que para eso mejor hubiera sido ahorrarse el gasto y quedarse en casa viendo el último capítulo de “The Big Bang Theory” (con guiño al multiverso DC incluido).


Reconozco que me da un poco de rabia: después del buen sabor de boca que me había dejado “Kung Fu Panda” pensé que Dreamworks Animation había encontrado el camino a seguir...

4 comentarios:

quela dijo...

Si que se esperaba más de Dreamworks, pero aún así, supongo que hay que agradecer el que de vez en cuando salga alguna película de animación. Ya se que, “haz lo bien o no lo hagas”, pero a la vista de las últimas adjudicaciones del negocio en lo que atañe a animación (estamos en crisis, pero eso no es excusa para hacer una 10ª parte de El valle encantado) más vale algo así, que nada.
Sobre tu código del pirata, es tierno ;) lo que en mi experiencia, es honesto y sincero, además de tener integridad (y te lo dice una a la que unas cuantas veces al año la expolia, la sociedad de autores) gente como tu, no perjudica el negocio, pero gente como la que tengo todos los días y te viene diciendo “recomiéndame alguna película, ah no, esa no, ya me la bajé, es que claro con eso de Internet me las bajo” (y esto es lo más suave que me han dicho). Pero por fortuna, existe gente con códigos, gente que está ahí desde el primer día, todas las semanas y que aunque vayan al cine, las repiten luego en DVD (no digo más que me sale la vena sensible).
Ah, que tal ese tobillo? Espero que siga progresando. Animo.

marguis dijo...

Para pasar el rato y divertirte con el 3-D.
En mi ranking personal sigue ganando Pixar por goleada!!
Esperando volver a emocionarme con lo proximo Up, que parece rara pero seguro que tiene miga!

El chache dijo...

A mi las peliculas de animacion de Dreamworks no me cecepcionan, ya que no espero absolutamente nada de ellas. Los unicos que se merecen mi respeto y admiracion son los señores de Pixar, que son unos genios.
Un saludete

Jero dijo...

Quela: no sé, yo diría que la crisis se notará en el terreno de la animación 3-D dentro de un tiempo, porque los proyectos que se estrenan ahora empezaron su gestación hace 4 ó 5 años... Yo simplemente creo que en Dreamworks no cuidan el guión tanto como deberían. "Happy Feet", que es de la Warner, resultó una sorpresa muy positiva precisamente porque daba bastante más de lo esperado, mientras que el resto de productoras (exceptuando a Pixar) se conforman con el éxito a corto plazo (los niños quieren dibus, démosles su ración de dibus sin complicarnos la vida). Acerca de la piratería, supongo que tú en el chollo (uno de tantos, jeje) lo notarás muchísimo. Lo que es increíbles es que la gente sea tan maleducadamente sincera al restregarte sus descargas por las narices... El tobillo mejorando, ya me han quitado la escayola, aunque aún voy de un lado para otro en muletas. Gracias por preguntar ;)

Marguis: a mí lo que me duele es ir al cine y comprobar que la peli sólo me permite "pasar el rato", después de haber apoquinado los 5, 6 ó 7 eurazos del ala. En un mundo ideal, al salir del cine siempre tendríamos la sensación de haber visto un "Gran Torino", un "Pozos de ambición" o un "Camino a la perdición". En un mundo ideal, jajajaja...

Chache: es verdad que a priori Dreamworks no debería contar con esa confianza, en vista de que no hacen mucho por subirse el listón, pero casualmente su película anterior ("Kung Fu Panda") me había parecido excelente, y ésta tenía un punto de partida altamente prometedor (teniendo en cuenta lo mucho que me gusta la ciencia-ficción). Lo que es indiscutible es que Pixar juega en otra liga... diablos, prácticamente juega a otro deporte...